viernes, 2 de agosto de 2019

Los Caminos desde el Puerto de la Marta . Etapa de los Hospitales en el Camino Primitivo.

Las opciones camineras desde el Puerto de la Marta (Parte IV).
Si en el trazado de los Hospitales hay un recorrido que tiene su lógica, el cual nos da un intenso un sorpasso, y cuando llegamos al Camino que «nace» al pie del Puerto de La Marta.
Este es un camino que apenas si se deja ver, salvo que uno se oriente bien, maneje algo de cartografía y se esté atento al paisaje, no dejando de lado  la orientación.
Puerto de la MartaMontefurado y Puerto del Palo
  • Camino Montefurado (Rojo)
  • Camino por Cumbre del Palo (Azul)
  • Camino por la Antigua (Morado)

Cuando uno pasa por esta etapa de los Hospitales se da cuenta de los errores de bulto que se han producido en la conformación señalética de este recorrido, y ello se  deja notar sobre todo  cuando uno llega al Puerto de la Marta, y los administradores de los Caminos, para simplificarse la operación señalética echaron a los peregrinos por las laderas del Pico del Palo, cumbreando toda la sierra , ganando desnivel que luego se ha de perder en un bajada  desaliñada y peligrosa, y exponiendo a los peregrinos y transeúntes a los cuatro vientos, de forma innecesaria, cuando se pude ir al Palo, por la vertiente Este en plano y de forma directa al Puerto del Palo, y por l vertiente Oeste a Montefurado, pero supongo que era muy facilón para los instaladores de los pivotes de madera coser toda la cumbral de la Sierra del Palo, que hay pista y cómoda.

Caminos y variantes desde el Alto o Puerto de la Marta
En ese punto de La Marta, por tanto, se produce una cosa curiosa y es que al ser esclavos de las marcas, pues sin más seguimos estas que nos llevan sin remisión por el cumbral del Palo adelante sin ocuparnos más de la cuestión de la orientación, cuando en realidad al llegar al Alto de la Marta, se pueden tomar dos opciones mucho más livianas.
Pues bien, ese punto es el Puerto de la Marta, por un lado está el Camino de Montefurado  por Xan de Rata; y  por otro en esta  confluencia de la Calzada Romana La Antigua, en la Marta hace que salga un ramal que marcha dirección Sur, (A) la cual va en plano por debajo de la cumbral del Palo, dando cara al Este y que llega a mismo Puerto del Palo, manteniendo la cota de partida. Reconoceremos la traza porque está jalonada por un cierre de madera a modo de una rustica barandilla, y que cuando esta se termina se sigue en plano hasta el  Palo, quedando al final del trayecto a pocos metros  de la fuente de Les Muyeres, situada al par de la AS-14..
Fuente Les Muyeres en el Puerto del Palo
Este era uno de los trazados por donde discurría la saca de mineral aurífero, Si pueden pruébenlo y ya me contarán.
Estos dos recorridos nos quitarían de cumbrear todo el repechón de la Sierra del Palo, (B) con sus diversos picachos, y nos dejaría así mismo uno en el Alto del Puerto del Palo, y otros en el pueblo de Montefurado. Dos trazados ideales para realizar sin mucho esfuerzo.
El Camino al Puerto del Palo (B) ya lo he comentado, está el oficializado por el cosido de jalones de madera y su correspondiente, y luego el de la izquierda que evita la subida y el estar expuesto a los cuatro vientos por la arista de la Sierra del Palo, hasta concluir en el mismo Puerto del Palo.
Y luego estaría el Camino de Montefurado, que es un itinerario lógico el cual ha estado y esta medio señalizado de forma oficial como Camino Jacobeo, pero dejado de la mano de dios, y este se va por la derecha pasando detrás de la bionda o pretil de la carretera en La Marta, tras lo cual se ve una traza que se va al Suroeste en leve descenso, por debajo del Camino oficial jalonado por los postes, nuestro camino tiene alguna marca y hasta cuenta con algún que otro perdido hito de hormigón.

Este es el camino de Montefurado por Vallinadosa,   o sea el que pasa por delante de la Cueva de Xan Rata, una vez se ha llegado a la pista que viene de la Vallinadosa, pero veamos este camino un poco más despacio, pues es corto e interesante ya que nos quita unos cuantos metros de desnivel, pues mantiene bastante bien la cota desde su inicio
Tras pasar la bionda, el camino se amplía por algunos momentos, aunque cuando se pierde de vista el collado de La Marta, por delante hay algunas sendas que tiran hacia arriba, y nuestro trazado va hacia abajo en descenso suave, pero a buen seguro que algunos peregrinos al ver que la traza se cierra por la presencia de brezos y cotoyales, pues intentan alcanzar la traza oficial sin desandar el camino y eso produce esa variedad de sendas.
Entrada y desarrollo Camino hacia Montefurado
Nuestra traza al llegar a la zona de unos aislados pinos, aparece una bifurcación que da lugar alguna duda, debemos dejar el canino más alto, hay una piedra amojonando que no es por ahí, pues ese trazado se ira cerrando y de seguirlo nos llevará hasta quedar de frente a la fana de La Freita.
Nuestro camino hacia Montefurado, prosigue por medio de una senda que va en leve descenso, cruzando un lapiaz (zona de piedras) y desembocando ante la laguna de la Freita, apenas son 2 kilómetros de andadura.
En este punto nos puede entrar la duda, pues el antiguo camino desde la laguna seguiría en plano, aun se puede ver su traza entre la maleza, por tanto lo mejor y lo señalizado de aquella manera es salir  senda que nace por debajo de la laguna  y que va medio pegada a la cubeta  de la riega que baja de la Fana de Freita,  que la veremos encima de nosotros y por cuyo cumbral pasaría el camino jalonado por los postes rondinos hacia el Puerto del Palo.
Nuestra senda se va abriendo en varios pequeños ramales al gusto de los animales y transeúntes, y bajan baja hasta la pista que se va más abajo, apenas 1000 metros de longitud desde la laguna hasta la pista, una vez en ella veremos un jalón de hormigón del Jacobeo justo al lado de unos Paneles de la ruta PR-AS 255  Teixos de (Santa Coloma-Lago).
Bajada desde la laguna hacia la pista de Vallinadosa
En la bajada también veremos alguna piedra pintada, pero pocas, ya que el asunto señalético en ese trazado debiera tratarse de una  señalización vertical, y paradoja al canto, dado que parece que se pierden por estos lares los peregrinos, pues lo mejor es «cerrarlo al uso», no se sabe muy bien por quién, abandonando así el patrimonio histórico  caminero en función de otros intereses y comodidades, como ir por la Sierra del Palo sin más para luego bajar a Montefurado.
Zona de entronque de la bajada a la pista de Vallinadosa
Esto es parte de las recreaciones históricas del siglo XX que se han hecho con los Caminos Históricos.
 Una vez en la pista que hemos visto  un poco más abajo  se gira a la izquierda, hacia el Sur y ya en plano pasando se van ganando algunos metros hasta pasar  por delante de la cueva de Xan Rata. Mitificaciones aparte  este es el desarrollo que nos deja Asturnatura: «La Cova de Xuan Rata es uno de los testimonios que ha dejado la minería aurífera romana en el suroccidente asturiano. Está situada en las proximidades del Puerto del Palo, que atraviesa la carretera AS-14, en las cercanías de la localidad de Montefurado, formando un conjunto con la Fana da Freita y el propio Montefurao, llamado así porque un túnel furado en la montaña ponía en comunicación el valle del Río del Ouro el valle del Río Castelo.
Fana de la Freita, y la pista de Vallinadosa
La extracción se basaba en la conocida técnica llamada arrugia o ruina montium, que consistía en la realización de galerías en el interior de las montañas y el establecimiento de una red de canales de agua que conducían a grandes depósitos, desde los cuales se arrojaba el agua, de forma repentina, sobre las explotaciones; la alta temperatura alcanzada previamente con la realización de hogueras en el interior de las galerías y la fuerza del agua hacían que el monte se derrumbase. De esta forma se conseguía un sedimento más fino y fácilmente lavable en unos canales en cuyo fondo quedarían depositadas, por su propio peso, las partículas de oro.
Cueva de Xan Rata
Una de estas galerías es la llamada Cueva de Xuan Rata. La leyenda dice que allí vivía una especie de cuélebre que atemorizaba al pueblo y que se comía las cosechas y la ganadería. Un mozo valiente, el tal Xuan Rata, calentó al rojo una piedra oscura y se la dio al bicho, que lo tragó como si fuese una hogaza de pan. El pobre cuélebre tragó la piedra en brasas y según dicen, Afuracou pa dentro como unha rata e desapareceu no fondo da cova. Desde entonces se llama la cueva de Xuan Rata».
De nuevo volvemos al trazado de la pista, que nos presenta una subida no excesiva en su perfil a medida que nos vamos acercando al entronque con la AS-14 que nos da paso al núcleo de Montefurado.
Les dejo un enlace del periodista Xurde Morán que relata muy bien este recorrido que él llama la Alternativa de Vallinadosa,
Victor Guerra